FCE

José G. Moreno de Alba
Ver más libros del autor
Comprar
Contáctanos

 

 

 
Inicio A B C D E F G H I J K L M N O P Q R S T U V W X Y Z Todas
 

 

cooptar
 

OBSÉRVESE EL PECULIAR SIGNIFICADO que tiene el verbo cooptar en los siguientes textos:
        1 “De Hernández Nadar, el ‘buscador de peloteros’, la nota afirma que fue agente de Joe Cuba, promotor cubano-estadunidense que logró cooptar a los boxeadores y beisbolistas cubanos que abandonaron el equipo de Cuba en los Juegos Olímpicos de Atlanta” (Proceso, 01/12/1996).
        2 “—¿No corre peligro [la UNAM] de quedar atrapada por los poderes económico y político? —De ninguna manera. Esto enriquece, más que cooptar, la actividad estrictamente universitaria” (Proceso, 15/12/1996).
        En el primer texto, cooptar puede sustituirse, entre otros, por verbos como atrapar, apropiarse de, quedarse con, etc.: el promotor logró apropiarse de (quedarse con) los boxeadores y beisbolistas. En el segundo, cooptar parece equivaler a ‘inhibir’, ‘impedir’, ‘reprimir’. Independientemente de la dudosa propiedad sintáctica, lo que parece querer decir ese texto es algo así como: Esto no sólo no inhibe (impide, reprime), sino que enriquece la actividad universitaria. En el texto siguiente, para que no quepan dudas, se da, como sinónimo de cooptar, el verbo inhibir:
        3 “Las acciones del gobierno de la República de ninguna manera, en ningún momento pueden y deben orientarse a cooptar, a inhibir convicciones políticas” (Excelsior, 13/09/1996).
        El neologismo cooptar, de escaso empleo en el español actual, comenzó a usarse apenas en la segunda mitad del siglo XX. En los voluminosos datos del Corpus de referencia del español actual (CREA), su primera documentación, con el significado de ‘apropiarse de’, ‘quedarse con’, es de 1979:
        4 “A través de ella [la represión] se trata de suprimir lo que el sistema no puede absorber o a la gente que no puede cooptar” (Arturo Warman, El problema del campo, México, 1979).
        En el CREA hay 18 registros de cooptar (en infinitivo), 8 de los cuales son mexicanos, 4 españoles y uno de cada uno de los siguientes países: Chile, Costa Rica, Argentina, Perú, Nicaragua y Panamá. Se trata por tanto de una voz que se emplea, comparativamente, más en México que en los demás países hispanohablantes. La documentación más temprana (de 1979) es también mexicana. No hay registros de cooptar en el Corpus diacrónico del español (CORDE), que contiene textos del siglo VIII al XX (1969).
        Ahora bien, el significado que asigna a cooptar el DRAE (vigésima segunda edición de 2001) poco o nada tiene que ver con el que el vocablo tiene en los textos recogidos en el CREA. Cooptar, según la Real Academia Española, significa “llenar las vacantes que se producen en el seno de una corporación mediante el voto de los integrantes de ella”. La misma definición aparece en las ediciones de 1983 (primera que incluye el verbo cooptar), 1984, 1989 y 1992. Curiosamente en ninguno de los 18 textos del CREA (en la página electrónica de la propia Real Academia Española) en que se documenta cooptar (incluidos los españoles) tiene el verbo ese preciso significado.
        El verbo cooptar, en el Diccionario del español actual (de M. Seco y otros), tiene la misma definición que aparece en el DRAE (“llenar las vacantes...”). Lo importante es que proporciona dos buenos ejemplos textuales en los que el vocablo tiene precisamente ese sentido, ejemplos que ofrecen aún mayor interés si se tiene en cuenta que en ninguno de los textos del CREA cooptar significa “llenar las vacantes...”. Los ejemplos son los siguientes:
        4 “Es nombrado (cooptado) Director de Estudios en la École des Hautes Études” (L. Campillo, Cuadernos para el Diálogo, 11.70.33).
        5 “La primera hipótesis es quizá la más viable, porque no plantea el problema de los consejeros permanentes que se cooptan entre sí” (S. Agesta, Informaciones, 31.1.76.6).
        Los diccionarios registran, como único derivado de cooptar, el sustantivo cooptación (‘acción y efecto de cooptar’), de mayor empleo por cierto que el primitivo cooptar. Si en el CREA se documentan 18 registros de cooptar, hay ahí 64 de cooptación. Aunque esporádicamente, hay algunos textos en los que cooptación tiene el sentido preciso de ‘acción y efecto de llenar las vacantes...’, como en el siguiente:
        6 “Para el cambio, sin una junta de accionistas previa, Mielgo debería dimitir el jueves y ser nombrado por cooptación Atienza en nombre de Sepi” (La razón digital [España], 21/06/2004).
        Sin embargo la mayoría de los empleos de cooptación se relacionan con cooptar con el sentido de ‘inhibir’ y, sobre todo, de ‘apropiarse de’:
        7 “Factores: [...] represión o cooptación de movimientos rebeldes sociales y étnicos” (H. Meléndez [Puerto Rico], La identidad ausente, 1996).
        No faltan ejemplos en que cooptación vale, simplemente, por ‘recolección’:
        8 “Consecuentemente, la cooptación de desechos para el reciclaje alcanza en los países del norte cerca del 50 %” (Revista de Psicología [Santiago de Chile], 2002).
        ¿Por qué cooptar está pasando o ha pasado ya a significar ‘inhibir’ o ‘quedarse con’? Difícilmente puede saberse la causa con certeza. Sin embargo me atrevo a proponer, como posible razón, el cruce de cooptar con dos verbos de estructura fonológica muy parecida, que podrían verse como cuasi homófonos de cooptar (es decir, de sonido semejante pero de diferente significado): coartar (‘limitar, restringir’) y captar (‘atraer a alguien, ganar la voluntad de alguien’): se dice y, sobre todo, se escribe cooptar por coartar y por captar. Ello puede deberse a una confusión fónica (entre coartar y cooptar, entre captar y cooptar, entre coartar y captar), a la ignorancia del significado prístino de cooptar y, quizá, también a que alguien PUEDE pensar que es un verbo, por raro, más elegante, más original. En el ejemplo 3 (“deben orientarse a cooptar, a inhibir convicciones políticas”), bien puede cambiarse cooptar por coartar (“orientarse a coartar convicciones políticas”). Puede asimismo cambiarse cooptar por captar en el ejemplo 1 (“logró cooptar a los boxeadores y beisbolistas cubanos”): “captar a los boxeadores y beisbolistas” (atraerlos, ganar su voluntad).
        ¿Qué podría recomendarse? Emplear verbos más sencillos y precisos, según requiera el contexto, como coartar, limitar, restringir, impedir, reprimir, captar, atraer, ganar la voluntad de alguien, apropiarse de, quedarse con, etc. Ahora bien, si al paso del tiempo gana terreno, con esos significados, el verbo cooptar, será necesario reconocerlo y señalarlo así en el diccionario, pues es siempre el uso el que en definitiva norma la lengua. De que tiene cierta vigencia actual es una muestra el siguiente texto, muy reciente:
        9 “...no habrá candidaturas ni cargos para todos. Y a eso es justamente a lo que le está apostando López Obrador. Su estrategia es cooptar a los disidentes y a los inconformes” (J. Sánchez Susarrey, en Reforma, 27/08/2005).


Usted hallará aquí un conjunto de artículos sobre palabras, expresiones, reglas gramaticales y ortográficas que provocan confusión o equívocos entre los hablantes. Cada entrada tiene un título, en el que se sintetiza el tema ahí tratado; por ejemplo: “bistec / bisté / bisteques / bisteces” explica los orígenes del vocablo con que solemos referirnos al filete. Para llegar a esa minucia haga clic en la letra B y busque dicha entrada, o haga clic en la lista de Todas las entradas y localícela ahí.