tienda

Nota publicada el lunes, 27 de noviembre de 2017

Ovación para Fernando del Paso
Por: Lizeth Villegas
“A mí no me da ningún remordimiento haber asesinado a la gringa”, aseguró Fernando del Paso, entre los aplausos y risas del público que ayer lo admiró en la presentación de su libro Linda 67: historia de un crimen. (FCE)

El escritor octogenario, de buen humor, más lúcido que nunca y lanzando bromas a los presentes, deleitó al público que lo acompaño en la reedición de este thriller, como él lo llamó, que editó por primera vez en 1996.

Al leer un texto previamente escrito, Del Paso contó cómo se decidió incursionar en la novela policiaca. Sí, confesó que hace un montón de años le entró el gusanito por este género, leyó a decenas de escritores y tenía todo el meollo en la cabeza.

“Lo mantuve en secreto hasta que se lo conté a mi amigo Álvaro Mutis, quien le dijo que o le entrara, que no me consideraba bueno para eso, y ni yo me consideraba bueno, pero no le hice caso y lo hice”, contó Del Paso, quien llegó bien vestido desde los zapatos hasta el reloj, todo combinaba.

Martín Solares y Roberto Coria estuvieron presentes para hablar de manera lúdica y policiaca de lo bien que está escrita Linda 67, de cómo no hace falta un solo detalle, y que incluso, Del Paso podría ser un perfecto asesino, cosa que al autor de Noticias del Imperio le causó mucha gracia.

Del Paso, quien sabe de su suspicacia para la descripción, quiso iniciar la trama descubriendo quién era el asesino.

“Creo que el suspenso lo dan otros elementos y el personaje principal debe ser el ingenio”, aseguró.

La historia de Linda 67: historia de un crimen se construye a base de flashbacks unos más cercanos y otros no tanto. Narra la vida de David Sorensen, el hijo de un diplomático acostumbrado a vivir como un rico sin serlo, que decide asesinar a su esposa y fingir un secuestro para cobrar un rescate y desaparecer con su amante mexicana.

San Francisco, el escenario de la novela, es un personaje más del libro.

Necesitaba exactamente una ciudad de esas características, aseguró Del Paso. “Además fue un buen pretexto para vivir y conocer ese maravilloso lugar”.

Dijo que su personaje lo hizo bicultural, pues él ha vivido en Estados Unidos, Francia y Gran Bretaña.

“Creo que los mexicanos nunca nos cortamos el cordón umbilical, sólo lo estiramos, por eso duele tanto”, dijo y el público aplaudió.

Linda 67 es una novela de suspenso y una seductora descripción de valores y personajes dentro del mundo de la alta sociedad.

Al finalizar la presentación, los cientos de presentes aplaudieron y corrieron para pedir el autógrafo del autor, pero no fue posible, ya que se cansa y el personal del Fondo de Cultura Económica no se los permitió.

Así que como rockstar se despidió y dejó a los fans con las ganas de la foto, pero no fue por falta de ganas, que él ya traía hasta la pluma en la mano para el autógrafo.

Librería Virtual
Fuente: ntrguadalajara.com / México / Jalisco Versión para imprimir